6 may. 2011

Enciende el fuego de tu alma...

No ves luz que pueda iluminar el camino que te queda por andar.
Te has acostumbrado a un día a día monótono, superfluo y vacío y eso ahora te impide cambiar.
Ya no tienes fuerza para afrontar nada más, has aceptado tu triste castigo sin saber apenas si realmente lo has merecido.
Cargas sin pensar con tediosas tareas que ni siquiera sabes hasta donde te van a llevar y cuanto tiempo te van a ocupar.
Te quitas tiempo día tras día para dedicarlo a eso que te atormenta, convenciendo a tu interior de que es tu responsabilidad y de que no la puedes eludir aunque te cree mil calentamientos de cabeza.
Has madurado en un mundo hostil y muy difícil fue tu camino hasta llegar aquí, pero ahora que has llegado te has dado cuenta de que todo está mal, de que nada es como quisieras y de que es tarde ya para cambiarlo, porque tu espíritu ha sido aplastado por el paso del tiempo, en tu alma ya no queda fuego tan sólo hielo puedes ver, tu mente se castiga peleando por un futuro para los que están por llegar aún sabiendo que ellos como tú tampoco lo lograrán y que cientos de ellos caerán también en el abismo del error.
Abre tu mente, construye un mundo sólo para ti y no dejes pasar a nadie que te dañe.
Lucha tan sólo por lo que quieres y no cargues a tu espalda el destino de nadie, nadie carga el tuyo, apóyate tan sólo en los que lealtad te han jurado y enciende de nuevo el fuego de tu alma, lo necesitarás hasta que llegue la calma.

By:Deep_Within

No hay comentarios:

Publicar un comentario