21 sept. 2014

Una cursilería

Mudarme a tus pestañas para ser la lágrima de alegría
que resbala por tu cara recorriéndola sin melancolía,
hasta llegar a tus labios y besarlos con toda el alma mía.

Ser la llama con la que tu cuerpo por otros ardía
y sin preocuparnos por el tiempo así
conocernos hasta que nos caiga el día.

Provocarte la risa que a media noche se escucharía
y mirarte a los ojos, ninguna pausa haría,
para morir llena de vida en tu sonrisa de fantasía.


By:Deep_Within

No hay comentarios:

Publicar un comentario